El GPP señala que “el peligro real para nuestros bosques es el ecologismo inmovilista de Compromís”

El GPP señala que “el peligro real para nuestros bosques es el ecologismo inmovilista de Compromís”
Icono fecha
04-07-2017


• Elisa Díaz, portavoz de Medio Ambiente, señala que “el problema real de nuestros montes es que el Consell no tiene ninguna intención de llevar a cabo actuaciones que realmente lo protejan”
• “El Consell no plantea desarrollo ni equilibrio, solo imposición, prohibición, sectarismo, y falso ecologismo”
• Verónica Marcos, portavoz de Gobernación, propone “un gran pacto entre PP y PSOE para la gestión forestal de los bosques, alejado de las ocurrencias inmovilistas de los falsos ecologistas de Compromís”
• “El Consell trata de buscar un foco externo a quien culpabilizar para eludir responsabilidades”
• “El peligro real para nuestros bosques es Compromís y el haber separado las competencias de prevención y extinción”

04. julio. 2017.- El Grupo Parlamentario Popular ha señalado que “el peligro real para nuestros bosques es el ecologismo inmovilista de Compromís” y ha pedido esta mañana en rueda de prensa “un gran pacto entre PP y PSOE para la gestión forestal de los bosques, un acuerdo entre quienes entendemos que hay que gestionar y no plegarse así a las ocurrencias inmovilistas de los falsos ecologistas de Compromís”. 

   La portavoz de Medio Ambiente del Grupo Popular, Elisa Díaz, ha señalado que “la situación de nuestros bosques es un puro polvorín por culpa del Consell y su filosofía conservacionista del medio natural”.

   Díaz ha criticado que desde el Consell “intenten echar la culpa de la actual situación a los recortes del PP, cuando la realidad es que llevan dos años de absoluta inacción, con el mismo presupuesto en prevención de incendios para 2016 (16 millones de euros) y solo tres millones más de incremento para 2017 (19 millones de euros). Es mentira por tanto que haya aumentado un 40% como dijo Oltra o que se haya multiplicado por cinco como apuntó Puig. Además, el presupuesto ejecutado en prevención de incendios en junio de 2016 fue del 6’5%, y este año a estas alturas solo han ejecutado el 18’8%, es decir, que de esos 19 millones de euros lo ejecutado no llega ni al 20%. Esto demuestra que durante el invierno no han apagado ningún incendio”.

   Elisa Díaz ha indicado que “la situación de los montes es un polvorín  y está mucho peor ahora que hace dos años por muchos motivos: han acabado con todos los proyectos y obras de la red de ZAUS (zonas de actuación urgente) para su defensa ante el riesgo de incendios, no se ejecutan nuevos cortafuegos, se han cargado las ayudas para trabajos de selvicultura para propietarios privados, deniegan autorizaciones para prevenir incendios, paralizan la ordenación de montes para extracción de biomasa y para la retirada de madera seca en la lucha contra la plaga del tomicus, interrumpieron los trabajos fitosanitarios contra plagas forestales que venían realizándose desde hace más de veinte años, así como el desmantelamiento de las brigadas de sanidad forestal, que solo se volvieron a contratar ante la insistencia por parte del GPP, si bien se hizo cuando ya era demasiado tarde”.

   “Toda esta mala gestión –ha proseguido- provoca que nuestros bosques sean un polvorín y esto se ve agravado por los trapos sucios del Consell, donde Juliá Álvaro dijo que 200 trabajadores limpiarían los montes, Nomdedeu dijo que se había precipitado, y todo quedó en un ya veremos, y ha acabado en que Vaersa subcontrata unos trabajos de limpieza de montes que en verano no se pueden realizar. Todo son anuncios vacíos y cortinas de humo”.

   Elisa Díaz ha indicado que “efectivamente la prevención no consiste en asfaltar el monte como dice Oltra, o tenerlo como un jardín como decía Puig, sino en tratar de ayudar a los propietarios privados a limpiarlo, de llevar a cabo actuaciones coordinadas, de limpiar el monte público en tiempo y forma, de crear accesos para los medios de extinción, mantener infraestructuras para prevenir incendios, ejecutar las planificaciones existentes y vigentes, y de revisar las que no lo estén, y posibilitar el disfrute de nuestros montes y no de impedir y prohibir su uso”.

   Díaz ha recordado que en la Sierra Calderona “no existe un plan de prevención de incendios que acabó el año pasado y no ha sido revisado. Además, durante dos años no ha habido director conservador del parque, y tan solo se ha celebrado una junta rectora”.

   La portavoz popular ha manifestado que, “siguiendo la doctrina Oltra habría que preguntarse quién es ahora el responsable político, si el señor Álvaro, solo preocupado por imponer el SDDR, la consellera Cebrián que sigue sin pintar nada en su consellería, o Puig y Oltra que consienten y apoyan las falsas políticas ecologistas que prohíben usar el monte y no quieren que se limpie”.

   Elisa Díaz ha señalado que “el problema real de nuestros montes es que el Consell no tiene ninguna intención de llevar a cabo actuaciones que realmente lo protejan. Este Consell de Compromís no es un verdadero ecologista, si lo fuera, buscaría formas de desarrollo equilibradas con la naturaleza, pero en lo que plantean no hay ni desarrollo ni equilibrio, solo imposición, prohibición, sectarismo, y falso ecologismo que hace de nuestros montes museos para ver, de lejos, pero no tocar”.

Extinción: Pacto para la gestión forestal

   Por su parte la Portavoz de Gobernación, Verónica Marcos, ha propuesto un gran pacto entre PP y PSOE para la gestión forestal de los bosques, un acuerdo entre quienes entendemos que hay que gestionar y no plegarse a las ocurrencias inmovilistas de los falsos ecologistas de Compromís. Pedimos un gran acuerdo, con altura de miras, que recoja iniciativas de expertos, también del PP, porque lo que hay ahora es un peligro para nuestro patrimonio. Pedimos que vuelvan a estar juntas las áreas de prevención y extinción”.

   Marcos ha mostrado el apoyo del PP a todos los profesionales que participan en la extinción. “Para nosotros no tienen carnet político aunque parece que para el Consell sí. La Agencia Valenciana de Seguridad y Emergencias es un bluff absoluto que solo sirve para crear un ente más y más gastos de funcionamiento pero cero gestión”.

   Verónica Marcos ha mostrado su preocupación por el falso ecologismo que está impregnando a todo el Consell en materia de extinción. “Hay que hablar de adaptar nuestra masa forestal al cambio climático, como dicen los expertos. Que dejen de echar la culpa de todo al PP dos años después y hagan algo porque no invierten nada en conservar las infraestructuras existentes, hacer nuevas infraestructuras, puntos de agua, de emergencia o pistas forestales. Todo esto ya estaba”.

   “El problema es la coordinación dentro de la Generalitat. Separaron las competencias de prevención y extinción, y las luchas internas son un peligro para nuestros bosques porque no hay interlocución ni diálogo entre las dos áreas. Las decisiones que no se toman en prevención son un peligro para quienes tienen que entrar a apagar el fuego. Se hacen llamar ecologistas pero son inmovilistas”.

   Verónica Marcos ha criticado la precipitación de este Consell a la hora de dar información de los incendios. “Tratan de buscar un foco externo a quien culpabilizar para eludir responsabilidades. Lo hizo Puig con el incendio de la Granadella afirmando que había un pirómano haciendo fuegos y ahora en Sierra Calderona insinuando en pleno incendio que la mano del hombre estaba detrás y que ya estaba perimetrado cuando no era así. No se puede consentir esa precipitación en la gestión de una emergencia”.

   También ha calificado de “desastrosa” la gestión después de la emergencia. “Anuncian ayudas a los municipios afectados que luego caen en el olvido. Las del pasado verano las han pagado en mayo de este año y con cantidades irrisorias. A los municipios afectados por las heladas tampoco les han pagado nada”.

   Por último, la portavoz popular ha indicado que “el peligro real para nuestros bosques es Compromís y el haber separado las competencias de prevención y extinción. Pedimos que vuelvan a unirse estas dos áreas. También exigimos que haya más transparencia a la hora de dar información en las contrataciones porque Puig anunció en la presentación de la campaña contra los incendios más medios pero no sabemos cómo se han contratado porque los contratos de aviones y helicópteros no han variado, ni tampoco ha salido ningún concurso para drones. Exigimos transparencia”.

 

 

Compartir