Eva Ortiz: "Si la Ley de Dependencia es viable en estos momentos es porque gobiernos del PP como el Valenciano lo han hecho posible"

Eva Ortiz:
Icono fecha
15-12-2014

15. diciembre. 2014.- La vicesecretaria de Política Social del Partido Popular de la Comunitat Valenciana, Eva Ortiz, ha asegurado hoy que si la Ley de Dependencia es en estos momentos viable “se debe a que España cuenta ahora con un Gobierno responsable, y especialmente a que comunidades autónomas como la Valenciana lo han hecho posible”.

 

Eva Ortiz ha lamentado que el PSOE “quiera ahora sacar pecho, con un acto de propaganda, cuando el mérito es de los gobiernos regionales, mayoritariamente del PP, que han tenido que hacer un importante esfuerzo para sacar adelante una norma que el Gobierno socialista de Zapatero ni siquiera dotó económicamente, sino que la cargó a las arcas de las comunidades autónomas”. Y ha recordado que el PSOE dejó una deuda de 1.000 millones de euros en concepto de cuotas a la Seguridad Social de cuidadores de dependientes.

 

“Ese es el compromiso del Partido Socialista con los dependientes y con los que sufren: gastarse el dinero en propaganda, en lugar de invertir los recursos en poner en marcha las medidas necesarias. ‘Eso que lo paguen otros’, es lo que pensaron Zapatero y sus correligionarios Pedro Sánchez y Ximo Puig”, ha añadido.

 

La dirigente popular se ha referido a la presencia del exministro Jesús Caldera en Valencia junto a Ximo Puig, y ha recordado que recientemente Puig también organizó un acto para Zapatero. “Tal vez le da vergüenza aparecer junto a Pedro Sánchez, después del ridículo de la Declaración de Valencia, que no sabemos si suscriben dirigentes notorios como Orengo, Navarro, Benlloch, o Chaves, Griñán y Zarrías, entre otros. Aunque debe ser mutuo, dado que Sánchez ha desaparecido de la escena valenciana, después de su acto cancelado en Alicante”, ha señalado.

 

Sin embargo, a juicio de Eva Ortiz, “más vergüenza debería darle hacerse fotos con los responsables de llevar a España al borde del rescate, quienes llevaron a más de 3,5 millones de personas al paro, quienes condenaron a la Comunitat Valenciana a la infrafinanciación. En definitiva, quienes se empeñaron en destruir el país a conciencia, y quienes verdaderamente pusieron en riesgo la prestación de los servicios sociales básicos”.

 

“Ese debe ser el concepto de regeneración de Ximo Puig, volver a las nefastas políticas del pasado. Pero claro, él forma parte de ese pasado negro y de alguna forma tiene que justificar las pesadas mochilas que arrastra después de más de 30 años en política”, ha señalado.

 

Eva Ortiz ha subrayado que el PPCV en el Gobierno de la Generalitat, pese a la crisis y la falta de recursos provocada por un modelo de financiación aprobado por Zapatero, ha garantizado la prestación de los servicios sociales y que ninguna persona con discapacidad se quede fuera del sistema por falta de recursos económicos.

 

“Frente a la demagogia tan propia de la izquierda, es un gobierno del PP el que ha afianzado un sistema de protección eficaz, el que ha garantizado la aplicación de la ley de Dependencia, y el que ha hecho sostenibles los recursos públicos destinados a personas mayores y personas con discapacidad. De nuevo el PP hace posible la viabilidad de la sociedad del bienestar”, ha manifestado.

 

En este sentido, ha recordado que los presupuestos de 2015 recogen 160,21 millones de euros para la dependencia. Esta partida crece un 24,36% y garantiza la entrada en el sistema de 11.000 nuevos usuarios que, unidos a los 7.000 de 2014, sumarán 18.000 nuevos atendidos en 2015.

 

Cabe destacar que desde enero de 2013 hasta la actualidad, el Consell ha pagado en concepto de retroactividad  44,3 millones de euros. Asimismo, entre los esfuerzos que está realizando el Consell en materia de dependencia se encuentra la apertura de 7 nuevos centros para mayores dependientes en 2015 y otros 15 para discapacidad y enfermedad mental (para dependientes y no‎ dependientes), tal y como ha anunciado Alberto Fabra, que suponen 966 plazas y una inversión de 9 millones de euros.

 

 

Compartir