Gascó alerta que Marzà aumenta 200 unidades más de enseñanza en valenciano pese a las sentencias

Gascó alerta que Marzà aumenta 200 unidades más de enseñanza en valenciano pese a las sentencias
Icono fecha
06-11-2017

• La Portavoz de Educación del GPP señala que “Marzà prefiere recortar el transporte escolar que otras líneas, como las relaciones sindicales o el fomento al valencià, que suben”
• El Portavoz de Cultura, Miguel Ángel Mulet, denuncia que “en el presupuesto de Deportes hay politización, en el de universidades traición y en los de cultura mala planificación con partidas inadecuadas o insuficientes”

06. noviembre. 2017.- La Portavoz de Educación del Grupo Popular en Les Corts Beatriz Gascó ha desvelado que los presupuestos de la Generalitat para 2018 prevén incrementar 200 unidades más en valenciano pese a las sentencias”.

   Gascó ha indicado que “a Marzà le dan igual las sentencias, él sigue a lo suyo. Así, el número de centros que aplican un programa con lengua base en valenciano va a pasar de 1.059 a 1.256 según recoge el texto presupuestario. Marzà, mientras con una mano retira el decreto del chantaje lingüístico con la otra sigue incrementando las unidades de valenciano, más de 200 en un sólo curso, lo que supone 5.000 niños y niñas más. Y lo hace bajo mano, y sin que nadie nos enteremos de nada porque no deja que la inspección informe de los proyectos lingüísticos. Se reconvierten 200 centros de un plumazo sin que nadie nos hayamos enterado. La opacidad en el ámbito lingüístico clama al cielo. Y no se lo digo yo, se lo dicen bien claro las asociaciones de padres”.

   La portavoz popular ha indicado que “el presupuesto para Educación en 2018 se incrementa porque recibe más millones del gobierno central pese a que el conseller Marzà no dice que es gracias a las transferencias del Estado”.

   Beatriz Gascó ha mostrado sus dudas sobre sobre cómo distribuye ese dinero. “En transporte escolar vuelve a bajar este año. En 2016 estaba en Secundaria en 30 millones de euros y ahora está en 19,5. Es decir, en dos años, el trasporte escolar se ha recortado en 10 millones de euros. Marzà prefiere recortar el transporte que otras líneas, como las relaciones sindicales o el fomento al valencià, que esas sí suben. En Primaria hemos pasado de 34 millones en 2016 a 22 millones en 2018, un recorte de 12 millones de euros”.

   Gascó ha manifestado que “para Xarxallibres también baja el dinero. Cuatro millones de euros en Primaria que pasa de 10 a 6, y en Secundaria pasa de 6 a 3 millones. Baja pese a las quejas de las familias por el estado lamentable de muchos libros de texto. Después de haber dejado a muchos alcaldes a los pies de los caballos, baja la partida. Lejos de recular, sigue en la misma línea pese a que el Tribunal de Cuentas estudia si hay responsabilidades contables”.

El programa Edifiqueu no tiene plan B

   Respecto al programa Edifiqueu, la portavoz popular ha manifestado que “si los secretarios e interventores vuelven a poner reparos a otra de las medidas estrella no se sabe quién va a construir los colegios porque no tiene plan B y será un año perdido para la eliminación de barracones”.

   Beatriz Gascó ha rechazado el recorte en las Escuelas Oficiales de Idiomas. “En 2016 había 96.000 alumnos, y ahora 76.000 alumnos. Ha dejado fuera a 18.482 personas en dos años y sin dar una explicación al respecto. Y no sabemos a qué se debe ese recorte. Todos coincidimos en la importancia del aprendizaje de idiomas pero luego deja fuera a quien quiere aprender otros idiomas excepto valenciano”.

   Gascó ha indicado que “es evidente que no le importa la calidad ni el rendir cuentas.  Solo quiere seguir su hoja de ruta y tener contentos a los sindicatos, sobre todo al suyo. Este año ha creado una nueva línea para conceder subvenciones a los sindicatos por un importe de 100.000 euros. Es curioso que considere que es más necesario subvencionar a un sindicato que becar al alumnado que estudie FP dual que un año más, vuelve a desaparecer la línea”.

   Beatriz Gascó ha señalado que “sabemos que la gestión no es lo suyo, el presupuesto tampoco. Da igual lo que ponga porque en realidad no ejecuta. En infraestructuras este año por ejemplo solo ha ejecutado un 14%. El problema no es la mala financiación sino que no lo ejecuta. Dinero tiene, el problema es que no sabe gastárselo. Cambia las cosas, intenta darles la vuelta, pero su línea de actuación sigue igual. Este presupuesto es papel mojado, un brindis al sol”.
  
Marzà incumple sus promesas con las universidades

   Por su parte, el Portavoz de Cultura del Grupo Popular, Miguel Ángel Mulet, ha exigido a Marzà que gobierne adecuadamente y lo ha resumido señalando que “en el presupuesto de Deportes hay politización, en el de universidades traición y en los de cultura mala planificación con partidas inadecuadas o insuficientes”.

   En concreto, sobre universidades Mulet le ha recordado las quejas de los rectores. “Marzà continúa sin cumplir sus promesas y compromisos. El maltrato económico repercute en la calidad del sistema universitario. Escuche a la comunidad universitaria en boca de sus rectores”.

   En cultura, Mulet considera que las cuentas son “sectarias, insuficientes, inapropiadas y además desatiende lo aprobado por Les Corts. ¿De qué sirve nuestro trabajo si el gobierno no hace ni caso?. Marzà se burla y menosprecia de estas Corts”. 

   El portavoz de Cultura ha anunciado la presentación de enmiendas parciales para corregir los numerosos defectos y omisiones del texto presupuestario.

Compartir