Gascó: “Marzà cambia la calidad por el sectarismo y el adoctrinamiento”

Gascó: “Marzà cambia la calidad por el sectarismo y el adoctrinamiento”
Icono fecha
28-03-2017

• La Portavoz de Educación, Beatriz Gascó, critica la decisión de Marzà de suprimir la red de centros de calidad en marcha desde 2005
• Pide a Marzà que “se preocupe más por los resultados académicos y menos por trasladar su ideología a los centros”


28. marzo. 2017.- La Portavoz de Educación del Grupo Parlamentario Popular en Les Corts, Beatriz Gascó, ha señalado que el conseller Marzà “cambia la calidad en los centros públicos por el sectarismo y el adoctrinamiento” al suprimir la red de centros de calidad educativa que funcionaba con éxito desde 2005. 

   “Es escandaloso que Marzà esté trabajando en una orden que regule el sistema de reconocimientos de los centros de referencia en buenas prácticas. Es decir, aplicará criterios aleatorios y subjetivos. Da miedo que en una democracia avanzada un conseller intente controlar de esta forma a los centros educativos”.

   La portavoz popular ha explicado que “en 2005 nació la red de centros de calidad con el propósito de conseguir la mejora de nuestras escuelas. Fue una apuesta importante y, a la vista de los resultados, muy satisfactoria, más de 500 colegios pertenecían a la red. Con ello se conseguía establecer planes de mejora continua basados en hechos objetivos y el establecimiento de metas a alcanzar y las herramientas que se utilizarían para conseguirlo”.

   Para Beatriz Gascó “ahora ya no valen los criterios objetivos para distinguir el nivel de calidad que tiene un centro, ahora lo importante para tener excelencia es comulgar con el ideario de Compromís. Será Marzà y su equipo los que decidan si un centro merece o no un reconocimiento en función de su modelo lingüístico, su modelo de educación para el desarrollo sostenible, su modelo de igualdad, o la interculturalidad, cuestiones todas muy loables, que se pueden y se deben trabajar de forma trasversal en el aula, pero bajo ningún concepto se pueden medir en parámetros para evaluar la excelencia de un centro”.

   Beatriz Gascó ha pedido a Marzà que se preocupe más por los resultados académicos, que es lo que verdaderamente preocupa a las familias, y menos por trasladar su ideología a los centros. Tenemos nuestro sistema educativo en manos de un partido minoritario que hace política en las aulas para imponer su modelo”.

   “Marzà es el Atila de la educación valenciana que por dónde pasa no deja rastro de lo que pudo tener el sistema educativo de calidad y excelencia”, ha zanjado.

 

Compartir