Santamaría exige a Ribó que explique a los valencianos si va a poner dinero "en el chiringuito de Orengo"

Santamaría exige a Ribó que explique a los valencianos si va a poner dinero
Icono fecha
03-03-2017

• Ha mostrado su temor a que el alcalde de Valencia haga de "pagafantas de los desmanes de Puig" y detraiga dinero de cuestiones básicas para la ciudad
• El presidente de la gestora del PP en la capital del Turia ha adelantado que "ninguna Diputación o ayuntamiento donde gobierne el PP pagará a Cical"

03. marzo. 2017.- El presidente de la gestora del PP de Valencia ciudad, Luis Santamaría, ha exigido al alcalde, Joan Ribó, que "explique a todos los valencianos si va a poner dinero en el chiringuito que se ha montado para el ex número tres del PSPV José Manuel Orengo bajo el nombre de Centro de Investigación de Conocimientos de la Administración Local (Cical)".

   Esta fundación que impulsa el propio Orengo a través de la Federación Valenciana de Municipios y Provincias –y que se activa merced a un acuerdo con la Diputación de Valencia– "tiene como objetivo recibir 1,4 millones de euros del erario público" ha afirmado Luis Santamaría, quien ha recordado que el Consejo General de la citada fundación "lo preside Ximo Puig".

   Las informaciones que han ido surgiendo durante estos días sobre Cical presentan un panorama "desolador", ha advertido Santamaría. "Puig ha querido hacer de paraguas y refugio de su exnúmero tres y miembro del clan de Gandía que ha dirigido el destino de los socialistas en los últimos años", ha explicado el presidente de la gestora quien ha resaltado que "las aportaciones a Cical se harán con dinero público, así que el pago de favores lo costeamos todos los valencianos".

   La previsión de presupuesto para el presente ejercicio de la citada fundación recoge aportaciones de los ayuntamientos de 750.000 euros por lo que Santamaría ha instado a Ribó a que "no sea el pagafantas de los desmanes de Puig". Espera que "no se detraiga ni un euro de los valencianos de cuestiones básicas para pagar a Cical" y ha advertido al alcalde que "no contribuya a impulsar este refugio de socialistas y santuario de malas prácticas mientras que la suciedad, los problemas de circulación o la mala situación de los centros especiales de empleo dibujan un escenario poco halagüeño de la ciudad".

   Luis Santamaría ha asegurado que pese a que Cical contempla también aportaciones de la Generalitat, diputaciones y consistorios de la Comunitat "ninguna diputación o ayuntamiento que esté gobernado por el Partido Popular contribuirá económicamente a su desarrollo".

   El primigenio laboratorio de ideas de Orengo, que ahora se ha convertido en fundación, fue aprobado por los grupos políticos de la Federación Valenciana de Municipios y Provincias el pasado mes de diciembre. Santamaría ha asegurado que "participamos de buena voluntad en crear una fundación con unos objetivos de ayuda municipal pero a la vista de lo que se pretende realmente ejecutar con este proyecto, que no es otra cosa que dar refugio y apoyo económico con dinero público a personas de la máxima confianza del presidente de la Generalitat, somos partidarios de revertir el proceso".

   Por ello, Santamaría ha manifestado que "pediremos la convocatoria urgente del patronato de la Fundación para que se ofrezcan todas las explicaciones al respecto de las informaciones sobre las ayudas públicas que aspira a recibir Cical".

 

Compartir