Gascó: “La ley del plurilingüismo es impositiva, sectaria y condenada al fracaso”

Gascó: “La ley del plurilingüismo es impositiva, sectaria y condenada al fracaso”
Icono fecha
14-02-2018

• La portavoz del GPP advierte que “esta ley no habla de educación, esto es el ‘procés’ valenciano y vamos a pararlo antes de que sea demasiado tarde”
• “La ley está hecha de espaldas a la comunidad educativa, obvia las peticiones de docentes y estudiantes, y coarta la libertad de las familias”

14. febrero. 2018.- La portavoz de Educación del Grupo Popular en Les Corts, Beatriz Gascó, ha señalado que “la ley del plurilingüismo aprobada hoy por el pleno de les Corts es impositiva, sectaria y está condenada al fracaso”.

   Gascó ha explicado en su intervención que “esta ley del engaño lingüístico no va acertar tampoco en el tercer intento del Botànic por legislar porque es una ley hecha de espaldas a la comunidad educativa, que obvia las peticiones de docentes y estudiantes, y coarta la libertad de las familias”.

   La diputada popular ha advertido que “estamos ante una ley que margina al castellano y que no se ajusta a la ley. Sumando ilegalidad tras ilegalidad no se defiende lo valenciano. Es una ley condenada a fracasar”. Ha recordado que “se basa en unos informes científicos que nos han llevado de desastre en desastre, los mismos informes de las universidades que no hemos visto y en los que se basó la elaboración del decreto del chantaje lingüístico que acabó suspendido por el TSJ. Le auguramos el mismo final porque se repiten los mismos errores. No subestimen el estado de derecho ni a las familias. La legalidad es un principio irrenunciable”.
 
   Beatriz Gascó ha señalado que “cuando alguien trata de imponer sus pensamientos para que toda la sociedad, empezando por los niños, acabe pensando como ellos eso no es ideología, es sectarismo. Este es el objetivo de la ley, trasladar a los niños ideas nacionalistas, falseadas y sesgadas”.

   La representante popular ha indicado que “con esta ley no se garantiza el uso de las dos lenguas oficiales. Además falla la fundamentación de la ley. El grupo popular ha presentado enmiendas a todos los artículos y no nos han aceptado ninguna enmienda. Es un texto sin participación. Lo han hecho sin reunirse con nadie, hasta el STEPV se ha quejado. Se quejaron las familias, los alumnos y los profesores de que habían marginado a toda la comunidad educativa. ”.

   La portavoz popular ha indicado en su intervención a los grupos del Botànic que “no es una ley para mejorar la formación del alumnado sino para colmar las ansias nacionalistas que tienen ustedes”.

   Gascó ha explicado que con esta ley pretenden “imponer un modelo único sin respetar la libertad, implantar un modelo educativo único de pensamiento único con una lengua única. Están resucitando el modelo único franquista. No pueden arrebatar a los padres su derecho constitucional a elegir la lengua en la que quieren educar sus hijos. Dejen a la gente en paz, respeten su libertad, su derecho a decidir. No se opongan a la libertad y a la participación y demuestren lo que dicen sobre el consenso”.

   Para la diputada popular, al Consell “le da igual la diversidad de las familias y, en una muestra total de incoherencia, no respetan tampoco la llei d’Us”.

   Beatriz Gascó ha querido dejar claro que “en el PP no estamos en contra del valenciano. Pero ustedes no lo promueven como nosotros, sino que lo imponen. Lo aprueban sin consenso, sin contar con nadie”.    Respecto a la enseñanza del inglés, Gascó ha señalado que “lo reducen al mínimo. La trampa está en que dicen que el inglés “puede oscilar” entre un 15 y 25%. Es decir, se reduce a mínimos e incluso puede desaparecer. Es un plurilingüismo sin inglés. La ley es un engaño a los valencianos. Parece mentira que estén legislando con trampas porque en cada artículo se esconde una triquiñuela”.

   Beatriz Gascó ha señalado que “esta ley no representa a las personas y margina la comunidad educativa. No es libre, voluntaria ni abierta porque solo representa a una minoría nacionalista. Con imposición no van a conseguir que se hable más valenciano. En realidad, los nacionalistas son una fábrica de gente que no quiere hablar en valenciano, consiguen justo el efecto contrario y esto es preocupante”.

   Gascó ha manifestado que “los profesores no podrán hablar como les dé la gana, las familias no podrán elegir y el inglés queda reducido a mínimos. La ley refleja la esencia del Botànic en general, donde la educación es una herramienta para imponer sus valores. No al engaño a la gente, al adoctrinamiento catalanista. Son un peligro para la Comunidad Valenciana. En realidad, no les interesa la educación y la gestión se les olvida”.

  También ha señalado que “el PSPV, votando a favor de esta ley, ha perdido la centralidad de la izquierda. Esta ley es un error que va a condenar al PSPV a un ostracismo importante. Con esta ley han vendido el alma a Compromis y pagarán las consecuencias. Ustedes y nuestros hijos”. 

   La portavoz popular ha concluido indicando que “esta ley no habla de educación, esto es el ‘procés’ valenciano y vamos a pararlo antes de que sea demasiado tarde”.

 

Compartir