Gascó: “Los alumnos valencianos pagarán el próximo curso la permisividad de Puig con los nacionalistas”

Gascó: “Los alumnos valencianos pagarán el próximo curso la permisividad de Puig con los nacionalistas”
Icono fecha
28-10-2019

• El PPCV va a pedir a través de iniciativas en Ayuntamientos y en Les Corts que se paralice la aplicación de la ley plurilingüista que impone un modelo único
• La portavoz popular de educación advierte que los alumnos de bachiller pagarán el próximo curso las consecuencias de imponer a la fuerza el valenciano en todos los centros
• “Sánchez aprueba modelos lingüísticos ilegales extendiendo el problema catalán a la Comunitat Valenciana”
• “La política educativa del PSPV es una política nacionalista”

 

28, oct, 2019.- La portavoz de Educación del Grupo Popular en Les Corts, Beatriz Gascó, ha advertido que la ley de imposición lingüística que se aplicará el próximo curso en ESO y bachiller es un atropello para todo el alumnado de la Comunitat al que se le obliga a estudiar con un modelo único en valenciano”.

   Beatriz Gascó ha advertido que “la aplicación de la ley de imposición lingüística, que es obligada el próximo curso en toda la Comunitat Valenciana para secundaria, bachillerato y FP, es una ilegalidad y un atropello si se aplica en los términos en los que está previsto hacerlo”.

   Gascó ha manifestado que “debido al sectarismo de Puig, que durante cuatro años ha impulsado normas ilegales, y también debido a su falta de planificación, el curso que viene se va aplicar la ley de la imposición lingüística en los institutos sin que los centros están preparados, sin que las familias están informadas, y lo peor de todo, pagando los alumnos las consecuencias de tanta irresponsabilidad”.

   En este sentido, la diputada popular ha señalado que “muchos directores de centros se han dirigido a nosotros para señalarnos que los centros no disponen de la capacidad organizativa, ni preparación previa, ni formación del profesorado, ni tampoco el alumnado está preparado porque debería tener continuidad el modelo escogido y no cambiar las reglas de juego a mitad etapa. Van a imponer el valenciano a la fuerza en todos los centros y en todas las zonas de la Comunitat, por eso se baja el nivel de exigencia al profesorado. Es muy grave que en un  instituto donde el alumnado haya estudiado en línea en castellano, ahora de golpe y porrazo tenga que dar el 25% en valenciano en las asignaturas no lingüísticas. Los alumnos y las familias no saben lo que se les viene encima. No se respetan las zonas castellano hablantes con un modelo único en todos los centros educativos. No se respetan tampoco los exentos. Las familias no saben nada, no sabemos qué programas lingüístico se va a aplicar. Hay opacidad y falta de transparencia”.

   La diputada popular ha anunciado que “desde el PPCV vamos a pedir, a través de iniciativas en Ayuntamientos y en Les Corts, que se paralice la aplicación de la ley. No puede ser que no se haga de forma rigurosa, que no sea con un calendario realista, con un plan de formación del profesorado, y con recursos necesarios para poder aplicar un buen modelo plurilingüe, respetando la exención en las zonas castellano parlantes y no cambiando a los estudiantes la reglas de juego a mitad del partido”.


Paralización de la comisión bilateral

   Beatriz Gascó ha indicado que “la paralización de la comisión bilateral que estaba abierta en contra de la ley de la imposición lingüística ha sido una sorpresa porque no se ha comunicado nada al resto de grupos ni nadie lo ha explicado. El PP va a pedir la comparecencia de Marzà y copia del documento oficial que certifica el cierre de la comisión bilateral”.

   La portavoz popular ha indicado que “nos parece una auténtica irresponsabilidad que se tome la decisión de cerrar esta comisión en un momento donde el problema catalán preocupa a todos los españoles y a la sociedad valenciana. Lo que están haciendo Sánchez aprobando modelos lingüísticos ilegales es extender el problema catalán a la Comunitat Valenciana”.

   Gascó ha recordado que “el TSJCV dijo que la ley de imposición lingüística, en ese momento el decreto de chantaje lingüístico, coartaba la libertad de las familias y arrinconaba el castellano. Es una falta de lealtad que Puig y Sánchez hayan dado por válido un modelo lingüístico que es ilegal. Nos parece tremendamente preocupante que el PSOE haya accedido de esta forma a las ansias de Compromís de aplicar un modelo que sigue exactamente los mismos pasos que el modelo educativo catalán. Puig debería dejarse de discursos que no convencen a nadie en su defensa de la Comunitat de las ansias separatistas catalanas. Los hechos lo que definen cuál es realmente la política educativa del PSOE, que no es otra hacer todas las concesiones habidas y por haber a Compromís. La política educativa del PSPV es una política nacionalista, abriendo incluso las puertas a las entidades catalanistas separatistas en las aulas con la posibilidad de firmar convenios”.

   La portavoz popular ha anunciado que “el decreto del chantaje lingüístico, el decreto ley, y la ley son un calco del modelo catalán y han aplicado el 25% tomando como ejemplo jurisprudencia catalana que es distinta. Es importante señalarlo y recordarlo. No se puede aplicar jurisprudencia catalana en la Comunidad Valenciana”.

Compartir