Zaplana (PP): “El asedio de Montón deja al Provincial en un estado cada vez más grave”

Zaplana (PP): “El asedio de Montón deja al Provincial en un estado cada vez más grave”
Icono fecha
26-01-2018

- El PP alerta de la gravedad de que la propia Intervención de la Generalitat haya censurado la gestión de la consellera del PSOE sobre el centro hospitalario
- Zaplana: “El Provincial ha pasado se ser noticia como referente en oncología a ser noticia por los recortes, la marcha de médicos y la merma de servicios. Se está poniendo en peligro la vida de la gente”


 26 de enero 2018.- El diputado autonómico del Partido Popular de la Comunitat Valenciana, José Juan Zaplana, ha mostrado hoy su perplejidad ante los informes de la Intervención de la Generalitat que censura la gestión de la consellera en el hospital Provincial “y que deberían provocar su cese".
   El responsable del área de Sanidad del PPCV ha lamentado que “antes el hospital Provincial de Castellón era una referencia por sus tratamientos de oncologia y, ahora, por desgracia, todos los días es noticia por el asedio de la consellera socialista”. Un hostigamiento amparado por Puig y Oltra y que está afectando al principal activo del centro hospitalario como es el personal sanitario.
   Para J.J. Zaplana “es inadmisible que un centro de referencia como era el Provincial esté sufriendo esta grave fuga de talentos y los profesionales médicos se estén marchando por los recortes que están viviendo desde que gobierna el PSOE”. El diputado ha exigido a la consellera a frenar el desmantelamiento del centro hospitalario que ha ido desde el despido de profesionales sin ningún tipo de justificación, el recorte de servicios que se prestaban, la fuga de personal, la eliminación del Banco de Sangre de la Provincia... “Por encima de la política debe estar la atención sanitaria y alguien debe frenar este despropósito de una vez que está afectando a la calidad asistencial de los pacientes”.
   Por último, José Juan Zaplana ha señalado que “esta dejación de Montón pone en peligro la salud de la población, creando una alarma social evidente. No estamos hablando de meras irregularidades administrativas o de incapacidad para gestionar, sino de que todo esto tiene repercusiones graves en los pacientes, con incidencia directa en la atención sanitaria y poniendo en peligro la vida de la gente”.

Compartir